Edición Nº3272

Genero

07/02/19



Mandatos de género en el consumo de juguetes

Que? La mayor cantidad de juguetes vendidos para las niñas tienen que ver con cuidar a otras personas (un 40%) y ser bellas (32%), y para los niños con el deporte (30%) y el ejercicio de la violencia (26%).


Quien? Los datos surgen de “¿Qué regalamos a nuestros niñes? Análisis del consumo de juguetes con perspectiva de género”, un relevamiento realizado por Valentina Burke, Débora Ascensio, Eva Sacco y Julia Strada para el Centro de Economía Política Argentina


Cuando?
El informe fue realizado en las últimas semanas. 


Donde? Para el estudio fueron analizados más de 200 juguetes ofertados por ocho sitios de compras en internet


Porque?
La investigación sondeó si era posible “constatar la presencia de mandatos de género en los productos ofrecidos por el mercado para niñas y niños”, la respuesta fue positiva. Según el relevamiento, la primera categoría de juguetes para nenas promocionados por las webs como “más vendidos” es la de objetos vinculados a recrear el cuidado de otros (bebés y sus accesorios, sets de cocina y limpieza), la segunda categoría es la de juguetes asociados a belleza y cuidado personal; estos constituyen el 32% de la oferta. El 12 por ciento corresponden a juguetes asociados al deporte y un porcentaje idéntico a juegos de ingenio.

En el caso de los niños, el 30% de lo ofrecido está relacionada con los deportes, principalmente el fútbol; luego le siguen las pistolas con un 26%. Allí “el vínculo entre el estereotipo de masculinidad y el ejercicio de la violencia aparece con total claridad”, sostienen las investigadoras. En tercer lugar, el 19 por ciento son autos y accesorios y el 9 por ciento, juegos de ingenio.


Cuestionar los estereotipos es también cuestionar la desigualdad económica y otro tipo de problemáticas sociales sumamente relevantes como la violencia hacia las mujeres y su cosificación”, mencionan las autoras, que señalan el rol de “madres cuidadoras como principal mandato en los juguetes desde la niñez”. 

El estudio también habla sobre el sobreprecio a los productos destinados a mujeres, aun cuando se trate de niñas. “Los precios de los juguetes ‘para nena’ y ‘para nene’ son distintos. Se puede constatar tanto que en promedio los juguetes más comprados orientados a nenas son más caros que los orientados a varones, a partir de la presencia de pink tax o impuesto rosa en productos de similares o idénticas características que son más caros en su versión ‘femenina’”, explicaron. En algunos casos, la brecha de precio oscila entre el 3 y el 300 por ciento

COMENTARIOS.

DoblesVes no es responsable por los comentarios publicados aca